Mejores posturas para quedarse embarazada

Si estás buscando el embarazo y andas investigando en internet todas las recomendaciones habidas y por haber para lograrlo, ¡no puedes perderte este post! Te contamos cuáles son las mejores posturas para quedarse embarazada porque, aunque lo creas o no, la manera en la que haces el amor ¡puede llegar a influir en la concepción!

¿Quieres conocer las mejores posturas para quedarse embarazada?

¿Es cierto que hay mejores posturas para quedarse embarazada?

La realidad es que no existen estudios al respecto que avalen la teoría de algunas posturas mejores que otras para concebir. Sin embargo, la creencia popular sostiene que sí hay posiciones mejores que otras para lograr el embarazo.

Como todo en la vida, es creer o no. Al igual que pasa con el calendario chino para elegir el sexo del bebé, puedes «creer o reventar». Por suerte, con probar no se pierde nada así que… ¡manos a la obra! Descubramos juntos cuáles son las «supuestas» mejores posturas para quedarse embarazada, eso sí: recuerda llevar un calendario de fertilidad para determinar tus días fértiles y aumentar así tus posibilidades de éxito.

¿Última recomendación? Cuando más satisfactoria sea la experiencia sexual, mayores serán las chances de concebir porque las contracciones del orgasmo femenino pueden ayudar a los espermatozoides a subir en la búsqueda del óvulo. Así que ya sabes: ¡a disfrutar!

Las 4 mejores posturas para quedarse embarazada

1. El misionero

El clásico de los clásicos ocupa el primer lugar de las mejores posturas para quedarse embarazada justamente porque permite una penetración profunda.

Una variación de esta postura que también es considerada una de las mejores consiste en que la mujer apoye sus pies sobre la cama y eleve la cintura durante la penetración.

2. La profunda o la pendiente

En esta ocasión, el hombre también va arriba pero la mujer coloca sus piernas sobre los hombros del hombre, elevando así levemente su cadera y permitiendo una penetración profunda.

3. La cuchara

El hombre y la mujer tumbados sobre la cama, él detrás de ella, formando una especie de cuchara… La profunda penetración de esta postura permite que los espermatozoides tengan menos camino que recorrer hasta el óvulo.

4. El perrito

La mujer está a gatas sobre la cama y es penetrada desde atrás por el hombre arrodillado. Esta postura permite una penetración profunda, haciendo que el esperma esté más próximo al cuello del útero y además, la inflexión de la mujer prepara al útero para recibir los espermatozoides.

¿Qué te parecen estas ideas? Ya sabes qué posturas poner en práctica la próxima vez que estés en tus días fértiles.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.